Calle Pablo Bermúdez 177 interior 208, Santa Beatriz957 065 470 / (01) 340 6823 / 977 178 777atencion@kalmaperu.org

Depresión

Especialidades Clínicas

Permite que los demás vean lo especial que eres

En convenio con la Fundación Thomson Reuters y la Universidad del Pacífico.
shutterstock_435980875

Médico Psiquiatra Dr. Rodríguez A.

Los problemas cotidianos pueden producir en una persona sentimientos de tristeza o melancolía, no obstante, estos suelen ser pasajeros y desaparecen en unos días. En contraste, cuando una persona sufre un trastorno depresivo, se produce un cambio sostenido del estado de ánimo que interfiere en su vida diaria y en su desempeño normal (The National Institute of Mental Health, 2009).

Por ello, la depresión suele definirse como “un trastorno del humor y del estado de ánimo que se manifiesta a partir de una serie de síntomas que incluyen cambios bruscos del humor, irritabilidad, falta de entusiasmo, una sensación de congoja o angustia, trascendiendo a lo que se considera como normal (Ministerio de Salud, Gobierno de Chile, 2013)”, y una serie de síntomas emocionales, conductuales y cognitivos asociados.

El tratamiento especializado cognitivo conductual  es muy efectivo para poder estabilizar al paciente, y el objetivo es ayudarlo a desempeñarse de manera normal durante su vida diaria. Una combinación entre psiquiatría, psicoterapia y terapia ocupacional suele ser aún más efectiva. En consecuencia, no tenga problema alguno, hay tratamiento para este tipo de problema y nosotros en Kalma Perú te podemos ayudar.

Síntomas

Emocionales Conductuales Cognitivos
• Pérdida de Interés por las cosas de la vida cotidiana Sentimientos de Culpa. • Llanto, irritabilidad, inquietud • Dificultad para concentrarse, recordar detalles, y para tomar decisiones
• Pérdida de Confianza en Sí mismo. • Fatiga y falta de energía • Pesimismo
• Sentimientos persistentes de tristeza, ansiedad, o vacío • Insomnio, despertar muy temprano, o dormir demasiado • Pensamientos recurrentes negativos
• Sentimientos de desesperanza y/o pesimismo • Comer excesivamente o perder el apetito
• Sentimientos de culpa, inutilidad, y/o impotencia • Dolores y malestares persistentes, dolores de cabeza, cólicos, o problemas digestivos que no se alivian incluso con tratamiento.

Se caracteriza por “una combinación de síntomas que interfieren con la capacidad para trabajar, dormir, estudiar, comer, y disfrutar de las actividades que antes resultaban placenteras” (Ministerio de Salud ; Universidad Peruana Cayetano Heredia, 2005). Un episodio depresivo mayor puede comenzar a cualquier edad, generalmente entre los 20 y los 30 años, sin embargo, su curso es variable. En algunas personas se ha presentado un único episodio, mientras que otras han tenido continuos episodios durante su vida, incluso con mayor frecuencia a medida que envejecen (Ministerio de Salud, Gobierno de Chile, 2013).

También llamado distimia, es un tipo de depresión con síntomas menos graves pero de larga duración, como por ejemplo los sentimientos intermitentes de tristeza, cansancio, o des-motivación. No obstante, por lo general estos síntomas no incapacitan a la personas pero si interfieren en su bienestar. Asimismo, las personas con distimia pueden padecer episodios de depresión grave en algún momento de su vida.

La cual se diagnostica si una mujer que ha dado a luz recientemente sufre un episodio de depresión grave dentro del primer mes después del parto.

Se caracteriza por la aparición de una enfermedad depresiva durante los meses del invierno, cuando disminuyen las horas de luz solar. La depresión generalmente desaparece durante la primavera y el verano.

RECOMENDACIÓN

Tengamos en cuenta lo siguiente:

Tomando las referencias de la Organización Mundial de la Salud, en temas de Salud Mental, primero es ir al psicólogo y según su perspectiva, este lo derivará al psiquiatra. No se deje engañar por instituciones o médicos que le orienten a seguir solamente un tratamiento psiquiátrico. Puede ser perjudicial.